El Santo Rosario, medio infalible de salvación.


Ave María Purísima, sin pecado original concebida. 


Hermano pecador que quiere ser bueno, no se desespere ni vea como imposible su salvación eterna, usted lo que tiene que hacer es enfocarse, dedicarse con esmero piadoso en rezar todos los días el Santo Rosario, con la piadosa intención de honrar a Nuestra Señora la Bendita Madre de Dios. 

Argumentos eclesiásticos:


 "La devoción a la Santísima Virgen María es señal de salvación eterna". San Bernardo.

 "Goza acerca de su Hijo de un favor y de un poder tan grande que nunca han podido ni podrán obtenerlo igual ni los hombre ni los ángeles." Papa León XIII, encíclica: 'Supremi Apostolatus', 1º de septiembre de 1883.

"Aún cuando os hallaseis en el borde del abismo o tuvieseis ya un pie en el infierno; aunque hubieseis vendido vuestra alma al diablo; aun cuando fueseis un hereje endurecido y obstinado como un demonio, tarde o temprano os convirtiéreis, con tal que recéis devotamente todos los días el Santo Rosario hasta la muerte." San Luis María G. de Montfort, en su obra "El Secreto del Rosario".


Testimonio de los demonios:


Escribe San Luis María G. de Montfort, en su obra: El secreto del Santo Rosario, que en una ocasión a Santo Domingo le presentaron un hereje albigense poseído de 15,000 demonios, los cuales por mandato de Santo Domingo y por el poder de la Bendita Madre de Dios confesaron lo siguiente: 

"Nos vemos obligados a confesar que ninguno de los que perseveren en su servicio se condenará con nosotros; uno sólo de sus suspiros, ofrecidos a la Santísima Trinidad, vale más que todas las oraciones, los votos y los deseos de todos los santos.La tememos más que a todos los bienaventurados juntos, y nada podemos contra sus leales servidores."

"Muchos cristianos que la invocan al morir y que deberían condenarse, según nuestras leyes ordinarias, se salvan por su intercesión."

"Ninguno que persevere en la devoción al rosario se condenará".

Pecador, por amor a Dios, por el peligro de condenarte eternamente, resuélvete hoy mismo con la gracia de Dios a salvar tu alma, haz la firme resolución de rezar cada día el Santo Rosario, es la llave del paraíso.


Ave María Purísima, sin pecado original concebida.

Comentario: Deja comentario

* No se publicará la dirección de correo electrónico en el sitio web.