En un momento se peca, en un momento se muere, en un momento se entra en el infierno.



Ave María Purísima, sin pecado original concebida.


I.- En un momento se peca, en un momento se muere, en un momento se entra en el infierno. ¿Por qué amar tanto este mundo de desilusiones, de problemas, de preocupaciones?, ¿Por qué temer la muerte, cuando en verdad es la puerta para encontrarnos con Dios Nuestro Señor con el alma en gracia? 


II.- Este mundo es una ilusión, una felicidad acompañada de muchas tristezas, no hay nada seguro, todo se puede perder en un momento: salud, vida, dinero, amigos. ¿Por qué, pues, amamos tanto este destierro? 


III.- Todos los días prepárate para la muerte en la cual desemboca el camino de esta vida. Preparate rezando el SANTO ROSARIO que es prenda de salvación eterna, reza el Rosario con paz, con alegría con paciencia, será una alegría inmensa en la hora de tu muerte.

"Si todos los pecadores acudieran a María con voluntad de enmendarse, ¿quién podría perderse? Porque sólo se pierde el que no recurre a María Santísima." San Alfonso María de Ligorio," La devoción a María Santísima", página 12. 



Ave María Purísima, sin pecado original concebida.




Comentario: Deja comentario

* No se publicará la dirección de correo electrónico en el sitio web.