Meditaciones #meditaciones


La meditación es fundamento de nuestra fe, una persona que cada día tiene santas meditaciones sobre las verdades eternas de nuestra fe católica esta en camino de santificación.

Alma cristiana si te has equivocado o esclavizado en algún pecado, no te desanimes, trata de arrepentirte y de implorar la gracia de Dios.

El que está ocioso, es tentado por todos los otros demonios, porque la ociosidad es la madre de todos los vicios.

Di con San Andrés: Oh buena Cruz, oh Cruz por tanto tiempo deseada, sepárame de los hombres para devolverme a mi Maestro, a fin de que Aquél que me ha redimido por la cruz, me reciba por la cruz.

De todas tus ocupaciones, no hay ninguna más útil que el cuidado de tu salvación, puesto que se trata de una eternidad bienaventurada;

El pecado destruye la vida, la salud, las familias, la economía, la paz, los gobiernos, la educación.

El enemigo de felicidad es el pecado, donde se comete un pecado ahí comienza el camino de la infelicidad, de la tristeza y del desencanto de la vida.

A veces es difícil componer los daños, arrepentirse de corazón, pero para Dios no hay imposible, pide con todas las fuerzas de tu corazón la gracia del santo arrepentimiento.

El mañana no existe y lo que hoy quieres mañana probablemente no lo quieras, así que no haga planes para el día que no lo tiene asegurado.

Todas las personas tienen algunos dones de Dios, pero tambien una cruz interior, por eso no debemos criticar o señalar con tanta ligereza.

¿Por qué amar tanto este mundo de desilusiones, de problemas, de preocupaciones?, ¿Por qué temer la muerte, cuando en verdad es la puerta para encontrarnos con Dios Nuestro Señor con el alma en gracia?

Las dificultades de la vida, son la manera ordinaria de distinguir un alma de Dios, porque todo aprovecha para su santificación.

Cuando un alma se disipa y se llena de todo, se desgasta, pierde la paz, suele hablar mucho en detrimento de la salud espiritual.